Errores de Equipo ¡Escoge tu personal de trabajo indicado!

¿Te gustaría conocer cómo escoger el equipo de trabajo ideal que te ayudará alcanzar el éxito con tu negocio?

¡Has llegado al lugar indicado!

En este artículo vamos a ver los errores de equipo que tienes que evitar cuando estás emprendiendo.

¿Te interesa?

Entonces, ¡EMPECEMOS!

En primer lugar, uno de los errores de equipo más graves que puede cometer un emprendedor es…

1. No medir coste de beneficio:

Debes tener una estrategia al contratar.

Y, tal vez preguntes… ¿Por qué debo tener una estrategia al contratar?

Bueno, si has pensado: “Cuando contrate a mi equipo de trabajo quiero contratar a los mejores, porque si yo contrato los mejores todo irá mejor”.

Y yo te pregunto… ¿De verdad te lo crees?

Pues no es así.

Cuando tú emprendes, lo primero es la idea, después atraviesas obstáculos para facturar, luego tienes el crecimiento regular, después el crecimiento óptimo.

Y en cada momento tienes que incorporar las personas al equipo que te sirvan.

Por ejemplo, un supergestor no te sirve las primeras fases y una persona que nunca ha hecho nada, pero que tiene mucha voluntad, te puede servir al principio y luego la educas o en las siguientes fases, vas a tener problemas.

¿Cierto?

Entonces, mide el coste de la persona y crea una estrategia al contratar.

O sea, piensa en las personas indicadas a la hora de evaluar tu estrategia. ¿Por qué?

Bueno, hay un montón de empresas que contratan a supergestores, pero los están mezclando con gente que está en otro nivel y hay unos problemas tremendos.

¿No te parece?

El siguiente dentro de los errores de equipo más comunes es…

2. No tener reuniones periódicas:

 Y por lo tanto, no establecer un período de maduración.

Pero… ¿Qué es esto de reuniones periódicas y período de maduración?

A ver, tú tienes que tener reuniones periódicas para ver qué hace uno, que ha hecho el otro, cómo vamos según nuestro objetivo, donde tenemos que ajustar los desvíos, etc., etc.

Por tanto, recomendamos siempre tres reuniones según la metodología EOS:

  1. Reunión semanal de 90 minutos.
  2. Reunión mensual, que sea la última reunión semanal, que es un poco más larga.
  3. Y una reunión trimestral para ver los objetivos del trimestre.

Entonces tienen que hacer reuniones, pero claro las reuniones tienen que servirnos, no es para perder tiempo o para cada uno hablar de sus egos.

¿Te parece?

Si deseas un poco más de información, mira el siguiente vídeo, tiene unos tips interesantes.

¡No te los pierdas!

REUNIONES EMPRESARIALES – ¿Cómo ORGANIZARLAS en 3 PASOS?

Y no olvides establecer un período de duración.

Cuando tú te reúnes, vas corrigiendo cosas y vas estableciendo este período de maduración para que las cosas vayan encajando en los distintos lugares.

¿No te parece?

Bien, otro de los errores de emprendedores es…

3. No apadrinar y acompañar al inicio:

Si es un problema, lo sé, pero debes hacerlo.

Al principio debes escuchas a tu equipo, revisar, analizarlo y acompañarlo por una temporada. Por ejemplo, dedicarles unas horas todas las semanas, durante un mes o un mes y medio, depende de cada caso.

Al final tú aprendes un montón, esa persona aprende un montón y todo ese tiempo que has invertido, esa persona luego lo va a aprovechar muchísimo y va a ser una inversión que va a dar sus frutos.

¿Te parece?

Otro de los errores de equipo es…

4. No establecer valores:

Un aspecto de suma importancia.

Hay personas que trabajan pensando en hacer las cosas rápidas y efectivamente para cumplir.

Igualmente, hay personas que tienes valores de hacer las cosas muy al detalle porque poseen una mentalidad como de ingenieros, lo cual puede chocar con la mentalidad a lo mejor de una persona que diseña porque ve las cosas de otra manera.

¿No te parece?

Entonces, lo que ocurre es que tienes que ver los valores cuando lleves tiempo, no al principio, al principio no tienes ni idea.

¡Así es!, cómo pudiste ver en los errores de fundación si tienes que ver qué es lo que te mueve, pero según vas avanzando, vas descubriendo que valores realmente tienes.

Por ejemplo, te gusta muchísimo el servicio de atención al cliente, tienes capacidad para medir el mercado, tu valor es la velocidad o simplemente tu valor es cuidar al cliente como si fuera algo increíble.

¡Todo es estupendo!

Entonces, cuando tú estableces tus valores esto hará que tu equipo respire lo que tú respiras, porque tienen que tener los mismos valores; de lo contrario habrá problemas.

Y esto nos genera cuatro situaciones:

En primer lugar, te puedes encontrar que tienes personas incorrectas, es decir, que no están alineadas con tus valores y encima están en un puesto incorrecto. Debes despedirlo ya que esas personas no te ayudarán a cumplir los objetivos.

En segunda instancia, las personas incorrectas en los sitios correctos. No comparten los valores, pero es que vende tanto que no voy a echar a esta persona. Tiene que desaparecer igual, porque a la larga te va a contaminar la empresa y te va a generar muchos problemas.

Luego tienes la persona correcta en el sitio incorrecto. Alguien que cumple con tus valores, pero que no está en ese sitio correcto. Pues esa persona la formas o la cambias de sitio, así de sencillo.

Y por último, las personas correctas en los sitios correctos. Este es tu mayor problema.

¿Por qué?

Porque como está funcionando no le prestas atención y con el paso del tiempo se desmotiva y pierdes una buena persona.

Y eso es un error, tienes que gestionarlo, motiva más al que lo está haciendo mejor, que al final te va a dar mucho más resultado que si corriges al que lo está haciendo mal, que a lo mejor puede hacerlo un poquito mejor.

Pero si la base es que no cumplen con los valores, no va a funcionar.

¿Te parece?

Pues la finalidad de esto es tener una buena base para emprender con fuerza.

¿No te parece?

Bueno, lamentablemente así llegamos al final.

Ahora…

¿Cómo te pareció la información?

¿Interesante?, ¿Pondrás todo en práctica?

Realmente espero que tu respuesta sea afirmativa.

Por último…

Un BONUS:

Una pequeña guía para que no cometas los errores de equipo a lo largo de tu emprendimiento.

¡Toma nota!

Como evitar los errores de equipo en tu negocio.
Como evitar los errores de equipo en tu negocio.

Muchas gracias por leernos.

¡Hasta la próxima!

Autor
David Polo Moya
David Polo Moya

Nacido en Madrid, de 43 años. Licenciado en Business por la Universidad de Portsmouth (Reino Unido) MBA por el Instituto de Empresa en Madrid (España) e Indian Institute of Management en Calcuta (India). Emprendedor recurrente, David Polo es el fundador de Time Management, consultora de sistemas de gestión con más de 10 años de experiencia y por otro lado los blogs emprender-facil.com y gestionar-facil.com. Consultor independiente de emprendedores y empresas, en análisis, gestión y medición de datos, David Polo se enfoca en el desarrollo empresarial a través del uso de Plataformas de gestión, consultoría estrategia y de innovación y ayuda a emprendedores y empresarios.


Deja un comentario

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

Si continúas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Su privacidad es importante para nosotros. Con su acuerdo, nosotros utilizamos cookies o tecnologías similares para alamacenar, acceder y procesar datos personales, como su visita en nuestro sitio web. Puede retirar su consentimiento u oponerse al procesamiento de datos basado en intereses legítimos en cualquier momento, haciendo clic en Política de cookies. Nosotros hacemos el siguiente tratamiento de datos: Almacenar o acceder a información en un dispositivo. Anuncios y contenido personalizados, medición de anuncios y del contenido, información sobre el público y desarrollo de productos, datos de localización geográfica precisa e identificación mediante las características del dispositivo.

Cerrar