Comprar barato y vender caro ¡Comienza a emprender!

.

Comprar barato y vender caro es lo mejor que le pudiera pasar a una persona de negocios. Es sin duda alguna una gran oportunidad para emprender, por eso te queremos compartir algunas ideas de este tipo.

En primer lugar debemos saber qué entendemos por barato y caro. Es lógico que siempre que emprendemos cualquier tipo de negocio se compra en un precio más bajo de lo que ofrecemos, a eso le podemos llamar comprar barato y vender caro.

Aprendamos más a continuación, pero antes te invito a compartir el siguiente Tweet:

comprar barato y vender caro

Comprar barato y vender caro ¡Comienza a emprender!

Comprar barato y vender caro ¿Dónde está la clave?

La clave del éxito, si nos enfocamos en este tema, es encontrar a quién comprar barato y no en vender caro. La idea es que busques las mejores ofertas o proveedores por así decir, de tal manera que compres a pecios lo más bajos posibles. Si te enfocas en vender caro puedes fracasar. ¿Por qué? porque tu competencia de seguro va a ofrecer precios mejores.

Digamos que lo que hace atractivo la compra (bajos precios) y venta (un mayor precio) es el margen de ganancia que nos queda. Es lógico, pues al comprar barato y vender caro este margen será muy conveniente. Pero en realidad la palabra “Caro” está sobrando por así decirlo.

Porque si quieres que tus ingresos aumenten no debes subir los precios, sino buscar comprar de forma más económica. Sé que sueno repetitivo, pero quiero que quede muy claro. No se trata de especular con precios sumamente caros que terminan perjudicando a nuestro negocio, sino ser buenos compradores.

Sin embargo seguiremos utilizando la frase “Vender caro”, pero que quede claro que es queriendo decir “Un valor mayor comparado con el de la compra” y no queriendo decir “Un valor mayor del precio en el mercado”.

Ideas de productos que puedes comprar barato y vender caro.

Bueno, creo que esto es lo que realmente te importa 😀 veamos algunas ideas de lo que puedes comprar a muy buenos precios y ofrecer a un precio mayor ¿Vale? Comencemos.

1- Piezas de computadoras:

La venta de piezas de ordenadores es un buen negocio. En primer lugar porque hay mucha demanda (tus cliente), y en segundo lugar porque hay muchas personas interesadas en vender los restos de su computador dañado (tus proveedores).

No es que vayas a engañar a tus proveedores diciendo que lo venden no vale nada, estaría mal. Sino que puedes ofrecer un precio un poco más bajo considerando que es muy probable que el cliente solo quiere deshacerse de lo que queda del equipo, que las piezas ya están usadas y posiblemente no se le ha hecho ni un cariño (mantenimiento) o simplemente que le estarás comprando todas las piezas de una vez como una especie de combo.

De esta manera, seguro vas a conseguir piezas para equipos sumamente baratos, lo cuales después puedes vender a un precio mejor, sin especular. Si le das un cariñito a las piezas (como decimos en mi país), osea la limpias y le haces mantenimiento, sería mucho mejor.

Y lo bueno es que ese cariño no siempre es costoso para ti pero si tiene valor para el ciente. Supongamos que compras un equipo completo repleto de virus, con errores en el software, sin programas básicos, etc. Sin duda alguna son características que te justificarán la compra a un precio bajo frente al proveedor. Pero como tu eres un genio 😀 puedes formatear o pasar un antivirus y limpiar todo lo malo, además de instalar los programas básicos y dejarla como nueva ¡El valor aumenta considerablemente!

2- Productos pocos valorado por algunos y de gran valor para otros:

¿Tienes un gran cantidad de libros en tu casa que nadie valora? así hay muchas personas amigo. ¿Adivina qué? puede que haya entre ellos ejemplares antiguos que seguro un coleccionista pagaría muy bien por ellos.

Es solo un ejemplo para que notes lo siguiente: “Hay cosas que alguien tiene como basura o estorbo por desconocer su valor o simplemente no les importa, razón por la cual la puedes comprar a bajos precios. Sin embargo hay quienes si pagarían muy bien por ellos, esos serían tus clientes“. Esto si que es un buen negocio de comprar barato y vender caro.

Otros ejemplos:

  • Electrónicos antiguos.
  • Juegos y consolas antiguas.
  • Vajillas vintage.
  • Pinturas antiguas.
  • Marcos de cuadros con años considerables.
  • Vajillas brillantes (Carnival Glass)
  • Ropa de marca de los años 80 y 90.
  • Lámparas de los 60.
  • Tarjetas de colección.
  • Joyería antigua.
  • Monedas extrañas o antiguas.
  • Discos viejos, etc.

3- Productos adquiridos en plataformas que ofrecen buenos precios:

Aquí el secreto de comprar barato y vender caro no está en el producto como tal sino en el proveedor. Hay plataformas de ventas online que tiene como propuesta de valor la venta a buenos precios, eso debemos aprovecharlo.

La idea es conseguir estas tiendas y hacerla nuestro proveedor. Las de origen chino tienen muy buena reputación con relación a los precios bajos. Tenemos por ejemplo Aliexpress. Es cuestión de ver varias alternativas, analizar y ver cuál nos conviene más.

Aquí es importante que consideres qué productos vas a vender. Lo que debes hacer es ver lo que es tendencia en tiendas como por ejemplo Amazon. Así tendrás una idea de lo que más o menos se está demandando por parte del cliente ya agregarlo a tu lista de compras.

4- Productos de segunda mano:

Por otra, sin ir muy lejos puedes también hacer uso de las redes sociales. Allí se ofrecen muchos productos de segunda mano que puedes comprar a buen precio, incluso por el mismo medio lo puedes ofrecer. Además puedes aplicar lo que ya hablamos anteriormente, aprovechar si tienen algún detalle, mejorarlo y ofrecer el producto a un precio más elevado.

Algunos consejos que debes considerar al comprar a precios bajos:

A continuación algunos consejos que deberías considerar:

  • No cambies unos cuantos euros más, por la calidad del producto. Es decir, asegúrate que el producto en sus condiciones valga la pena. Porque puede ser que sea económico pero en realidad debido a su estado te salga la cosa más cara.
  • Asegúrate de no tener problemas legales. Debes tener tus papeles en reglas en caso de que se exija. Y lo más importante, trata de asegurarte que lo que compres no sean productos robados.
  • No adelantes dinero sin antes tener el artículo en tus manos y haber verificado su estado.
  • Debes crearte una buena imagen de comprador. Es tan importante como tu imagen de vendedor, pues así se te hará más fácil adquirir los productos porque los vendedores llegarán a ti y no estarán con el problema de que le pagues primero. Si tienes buena reputación estás en todo tu derecho de exigir tener el producto.

Es todo 😀 – ¿Qué opinas?

Hemos llegado al fin por ahora. Sin embargo te invito a seguir visitando nuestro blog porque tenemos mucho que aprender juntos. No te olvides comentar, para nosotros es muy importante. Así mismo síguenos en las redes sociales y si gustas puedes suscribirte a este blog para recibir los boletines semanales que diseñamos para ti.

Sin más que agregar no me queda más que despedirme y desearte el mayor de los éxitos ¡Un abrazo! ¡Hasta la próxima!

Comentarios

Comentarios

Más de Comercial

Recibe un resumen de nuestros mejores artículos y recursos GRATIS en tu email

Como tú, tampoco nos gusta el spam, por lo que solo te escribiremos 1 vez por semana

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR