Estilos de Liderazgos en la Administración de Empresas

. Nov 6, 2019.

En la administración moderna, todas las organizaciones cuentan con uno o varios líderes que motivan a su equipo emprendedor para trabajar hacia el logro de los objetivos previstos. Pero no todos los líderes son iguales. Por ello, es importante identificar los Estilos de Liderazgos en la Administración de Empresas.

Pero para que existan los diferentes estilos de liderazgo, deben existir líderes. Entonces es imprescindible conocer qué es ser un líder y sus características.

De esa manera, se puede precisar cómo es su desempeño en una organización y su nivel de comunicación con su equipo de trabajo. Dos aspectos fundamentales para planificar estrategias y cristalizar proyectos.

¿Qué significa ser un líder?

Es conveniente analizar varios conceptos sobre el perfil de este personaje que se convierte en un ser imprescindible en las empresas.

Entonces, su definición es:

“Líder, del inglés leader, es una persona que actúa como guía o jefe de un grupo. Para que su liderazgo sea efectivo, el resto de los integrantes debe reconocer sus capacidades. Por ejemplo: “Necesito un líder dentro de este equipo”, “Todos pusimos de nuestra parte para ganar, pero tenemos que reconocer que no lo habríamos conseguido sin nuestro líder.

El líder tiene la facultad de influir en otros sujetos. Su conducta o sus palabras logran incentivar a los miembros de un grupo para que trabajen en conjunto por un objetivo común”.

Otro de sus conceptos señala que:

“El término Líder proviene del inglés leader, y hace referencia a conducir, guiar, dirigir, dirigente o jefe. Un líder es el individuo de un grupo que ejerce una mayor influencia en los demás. Se le considera jefe u orientador. Este presenta la habilidad de convencer a otros de que trabajen con entusiasmo para lograr los objetivos definidos”.

Una persona que influye sobre otros para lograr objetivos conjuntos

En fin, el líder es aquella persona que tiene las habilidades y las herramientas necesarias para poder ejercer influencia sobre otros, especialmente sobre los que trabajan en su equipo.

¿Y por qué ejercer influencia sobre ellos?

Para orientarlos, guiarlos, motivarlos y dirigirlos para alcanzar los objetivos comunes. No solo pueden ser proyectos organizacionales, también pueden ser en otras áreas y con otras intenciones. Por ejemplo, en los ámbitos sociales, comunitarios, políticos, deportivos, culturales, entre otros.

Claro está, para que esa influencia tenga éxito, ese líder o esos líderes, deben contar con una serie de características que le permitirán lograr sus cometidos con efectividad, precisión, facilidad y acierto.

Debes tener en cuenta, que se trata de líderes que trabajan con respeto y honestidad a sus principios, lo cual es importante para que su liderazgo será reconocido por sus seguidores. Incluso, se ganará la confianza y la creatividad de todos los que le apoyan, respetan y admiran.

Y, además, obtendrá la satisfacción laboral, sabrá adaptarse a los cambios del entorno y logrará un mejoramiento continuo de su labor, de su equipo y de la organización.

Pero… No todos llegan a ser líderes, no todos tienen estilo de liderazgo

Ser líder tiene sus ventajas y, por ello, la gran mayoría desea ser identificado como uno de ellos. Pero lamentablemente, no todos tienen lo necesario para serlo. Más bien, muchos prefieren o no les queda de otra que aceptar ser liderados.

¿Por qué?

Porque no todas las personas tienen los atributos y las características necesarias para convertirse, comportase y ser líderes auténticos que logran lo que se proponen en beneficio de la empresa, la organización, la institución, el equipo de trabajo, el grupo deportivo, la comunidad de vecinos, entre otros.

Se trata de una serie de particularidades que lo hacen diferente y que atraen y estimulan a sus compañeros para seguirlo.

Características del Líder

Son diversas y numerosas las características del líder. Estas son algunas:

Propiciar una Comunicación Permanente:

Este es uno de los más importantes atributos. Primero, porque debe lograr darse a entender, hablar en forma clara y que sus ideas sean comprendidas por su equipo. Y segundo, debe saber escuchar a los que lo rodean para ayudarlos y orientarlos en todo momento.

Estar informado y actualizado:

Un líder debe conocer aspectos generales que, de una forma u otra, pueden contribuir al mejoramiento de la productividad de su dependencia, de su equipo, de su labor profesional. Y no solo estar informado y actualizado sobre lo que sucede a nivel, regional, nacional e internacionalmente, sino también debe saber procesar las informaciones. ¿El objetivo? Utilizarlas en una forma creativa, oportuna y apropiada para la organización que representa.

Tener carisma y ser agradable:

Estas dos características son importantes, porque le permiten llegar a todas las personas, dejando una buena impresión. Aunque son atributos internos, debe saber desarrollarlos, porque las buenas relaciones personales y profesionales son fundamentales. Ayudan a lograr objetivos. Mantener pensamientos y actitudes positivas en todo momento.

Capacidad para planificar estrategias:

Para que el líder tenga éxito en sus proyectos, debe saber planificar y ejecutar las estrategias de productividad de la empresa, a corto, mediano y largo plazo. Sin metas claras no hay beneficios y sin objetivos no hay rendimiento. Y el equipo no contará con la brújula que siempre le guía. O sea, no se logra nada.

Ser responsable e innovador:

Dos aspectos fundamentales. Al ser innovador, creará nuevos proyectos con el respaldo de su equipo y tomando en cuenta la tecnología, las necesidades y deseos de los clientes. Y al ser responsable, da el ejemplo del compromiso y así todos pueden cumplir a cabalidad lo establecido y acordado.

Crecer y madurar:

Al crecer y madurar, hace crecer y madurar al equipo que lo sigue, lo admira y lo respeta. Así sabrá delegar y ofrecer oportunidades de ascenso a todos. Incluso, sabrá como inspirarlos para que den lo mejor de sus conocimientos y experiencias.

Cada líder tiene estas y otras características. Pero cada uno tiene su propia personalidad y estilo único de liderazgo. Por ello, aquellos que son líderes en la administración de empresas, cumplirán con funciones especiales que les permitirán resaltar y distinguir por su tipo y función.

¿En qué consiste un Liderazgo?

Antes de conocer sus estilos, hay que establecer qué son los liderazgos. Su significado es:

“El arte de motivar, comandar y conducir a personas. Viene de la raíz inglesa leader que significa ‘líder’ y se compone con el sufijo «-azgo», que indica condición o estado, o sea, liderazgo es la cualidad de una persona para estar en la situación de líder.


Una actitud de liderazgo puede surgir cuando se trabaja con un equipo de personas, atrayendo seguidores, influenciando positivamente las actitudes y los comportamientos de estos, e incentivándolos para trabajar por un objetivo común. El liderazgo es lo que caracteriza a un líder”.

Al tener claro lo que son los liderazgos, debes saber cuáles son sus estilos y cómo se desarrollan en la administración de empresas.

La Administración de Empresas

En cada una de las organizaciones existen diversos Estilos de Liderazgos en la Administración de Empresas. Y de acuerdo a su forma de trabajar y planificar sus estrategias, se pueden determinar los diversos estilos de liderazgos en la administración de empresas.

Los expertos señalan que su concepto es el siguiente:

“La Administración de Empresas es una actividad destinada a organizar los recursos empresariales, humanos y materiales, en vistas a la consecución de sus objetivos. Para ello se elabora un plan estratégico, con miras a la misión o fin a largo plazo que la organización se propone.


Y para planificar se deben tomar en cuenta las fortalezas y debilidades del emprendimiento, y su relación con otras empresas, en cuanto a su posicionamiento relativo. Para ello se requiere una investigación del mercado que se trate.


Quien se ocupa de administrar la empresa, debe producir con el mínimo costo el máximo beneficio, siendo sus claves de acción, la eficiencia, la eficacia, la organización, la investigación, las ideas innovadoras y la toma de decisiones”.

Si deseas conocer mayores aspectos sobre este tema, te recomiendo leer el artículo Administración de Empresas… Lo que necesitas saber.

Estilos de Liderazgos en la Administración de Empresas

Existen varios estilos de liderazgos en la administración de empresas. Estos son los más recurrentes:

Liderazgo Autocrático:

Son conocidos como individualistas y extremistas. Toman decisiones sin consultar a su equipo de trabajo, porque sienten un poder absoluto sobre sus empleados, que solo les queda obedecer. Este tipo de líder toma decisiones rápidamente, sin explicar cómo y por qué se hacen las cosas.

En muchas ocasiones los describen como personas desagradables, porque se dice que conservan su autoridad mediante las amenazas, la intimidación, el castigo, la recompensa o la fuerza. Esa situación trae como consecuencia, que sus empleados lo rechacen y no deseen trabajar y se presenten niveles de rotación y ausentismo de personal, y hasta renuncias. A su alrededor solo hay miedo y desconfianza.

Liderazgo Burocrático:

Los expertos señalan que se trata de los líderes que siguen sus estrategias según las indicaciones académicas. Son autodidactas que leen todas las indicaciones que necesitan conocer para tomar decisiones. En algunas oportunidades resulta apropiado, porque se pueden planificar procesos especiales, cuando se presentan riesgos de diversos tipos.

Liderazgo “Laissez-Faire”

Su denominación está inspirada en la frase francesa “dejar pasar” o “dejarlo ser”. Se trata de un líder que acepta y respalda la toma de decisiones de sus empleados, porque cree en ellos y los considera capacitados. Está absolutamente seguro de sus talentos, conocimientos y habilidades. Por ello, les apoya con las herramientas y los recursos necesarios, inspirando su creatividad. Se asegura que es un tipo de liderazgo efectivo y eficaz. Pero hay que tener cuidado y tratar de controlar los proyectos para que se cumplan sin problemas.

Liderazgo Carismático:

Se trata del tipo más cotidiano, que caracteriza a los líderes que motivan e inspiran a su equipo, con actitudes y acciones positivas. Aunque posee una personalidad fuerte, es comunicador y mantiene a todos integrados, con el objetivo de lograr las metas, innovar con proyectos atractivos y propiciar la productividad de la organización.

Liderazgo Participativo y/o Democrático:

Se distingue por ser participativo. Los integrantes del equipo de trabajo y su líder intercambian y aportan sus puntos de vista sobre puntos de interés organizacional, con la finalidad de tomar las decisiones más competentes y acertadas. De esa manera, los empleados se sienten tomados en cuenta, se entusiasman, pueden desarrollar diversas habilidades, cristalizar proyectos, y se siente motivados para seguir trabajando en nuevos desafíos.

Liderazgo Natural:

Se refiere aquel que no es reconocido como líder real, pero que labora y representa esa función de una manera satisfactoria. Nadie lo rechaza, incluso, toman en cuenta sus sugerencias y aportes, como algo normal, que se recomienda llevar a cabo. Lo identifican como un profesional que desarrolla un liderazgo más apreciado que aceptado por todo el equipo.

Liderazgo Transformacional:

Ha sido considerado como el tipo de liderazgo ideal, por ser el más completo, ya que los líderes más completos, trabajan bajo ese concepto. Todo se combina en su forma de actuar: motivación, autoridad, experiencia, conocimientos, innovación, inspiración, comunicación, positivismo, autenticidad. Además, cuentan con el respaldo incondicional de su equipo y lo siguen con entusiasmo.

Estos son algunos de los estilos de liderazgo en la administración de empresas. Los puedes conocer en profundidad al estudiar esta profesión en alguna universidad de tu país. Puedes obtener mayor información en el artículo ¿Vale la pena estudiar la carrera de Administración de Empresas? 

Estilos de Liderazgos en la Administración de Empresas

¿Cuál es el mejor estilo de liderazgo?

En primer lugar, debes tener claro que el estilo de liderazgo es lo que distingue a un líder a la hora de realizar su trabajo profesional en su organización. En momentos, puede adoptar un estilo y en determinadas situaciones, puede adoptar otros.

Dependerá del funcionamiento de la empresa y la forma cómo reacciona su equipo de trabajo ante determinados retos laborales.

Entonces, la respuesta a la pregunta es: Depende del momento empresarial que se vive. Los líderes deben aprender a poner en práctica sus conocimientos, experiencias y habilidades en beneficio de la empresa, analizando sus principales necesidades.

Asimismo, los líderes pueden desarrollar esos estilos en diversas situaciones en la administración moderna, sin descuidar su norte, su compromiso con el personal, con la organización y, especialmente, consigo mismo.

Estilos de Liderazgos en la Administración de Empresas, en todas las organizaciones existen. Identifícalos.

Más de Administración

Más de Consejos

Más de Educación y aprendizaje

Más de Operaciones

Más de Recursos humanos

Google AdSense Widget Matched Content

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR