Jordan Belfort: El lobo de Wall Street

. Ene 20, 2015.

Con sinceridad la vida de Jordan Belfort no es nada de lo que me gustaría hablarte e inspirarte a convertirte en un lobillo de la bolsa; pero sin duda las lecciones de ventas que aplicó durante su trayectoria como corredor de bolsa se merecen un artículo, razón por la cual he decidido escribirlo.

Jordan Belfort, mejor conocido como “el lobo del Wall Street” de acuerdo con sus libros y película titulados de igual forma, fue un hombre pequeño con una gran obsesión por generar riqueza, llegando incluso hasta hacer varios negocios fraudulentos que le quitaron todo lo que poseía y que hasta el día de hoy mantiene la deuda. Así que toma nota y mantén siempre tus manos limpias.

Hoy te enseñaré las clases de ventas que Jordan Belfort dio a sus trabajadores para hacer a sus inversores comprar cada vez más acciones, atrayendo a más inversores y su excéntrica forma de gestionar su empresa.

Este articulo estará dividido en 2 pates: el primero para contarte un poco de quién era Jordan Belfort y el segundo sobre sus estrategias de ventas.

Jordan Belfort El lobo de Wall Street

La vida de Jordan Belfort

Jordan Belfort nació y creció en el Bronx (Nueva York, Estados Unidos), en el seno de una familia de clase media. Sus padres eran profesionales por lo que la educación era un punto importante en su familia. Al terminar la secundaria, Jordan Belfort ya había ganado 20 000 $, con la venta de helados que mantenía con su amigo de la infancia, y decidió invertir en ir a la universidad.

Jordan Belfort decidió estudiar odontología pero abandona la carrera después de que un profesor le dijera que “la época dorada de la odontología ha pasado y si están aquí para hacer dinero, es muy tarde”. Así que terminó graduándose en biología.

Al salir de la universidad, Jordan Belfort demostró que realmente las ventas eran su punto fuerte al generar 5 000 $ a la semana en un trabajo con poco prestigio: vendedor de pescados de puerta en puerta. A pesar de este pequeño éxito, Jordan Belfort cayó en quiebra a sus 25 años.

Comienzos en la Bolsa

La familia de Jordan Belfort le consiguió un trabajo como corredor en L.F Rothschild en donde vendió acciones de “centavos” (acciones cuyo costo no sobrepasa los centavos americanos). Según cuenta el propio Jordan Belfort, se retiró de la firma antes de que esta atravesara problemas financieros.

Jordan Belfort El lobo de Wall StreetTrabajó en diferentes firmas vendiendo acciones de centavos antes de formar su propia firma, Stratton Oakmont que lo haría millonario por ser un genio en las ventas y en la atención al cliente; pero cuyo éxito se vio truncado por su obsesión con el dinero (sin importarle su procedencia)

Stratton Oakmont

Stratton Oakmont fue la firma de corredores de Bolsa creada por Jordan Belfort en conjunto con uno de sus colegas. El crecimiento de su agencia fue tan grande y en tan corto tiempo que llegó a emplear 1 000 corredores de bolsa y participar en acciones para unas 35 empresas cotizadas hasta en 1 000 millones de dólares.

Su estrategia de ventas se centraba en apuntar a la clase media que buscara invertir su dinero y convencerlos de comprar miles de acciones en centavos. Estas habilidades le dieron la popularidad que necesitaba para que grandes inversionistas trabajaran con él.

Sin embargo, gran parte de las empresas para las cuales trabajaba Jordan Belfort en realidad no existían. Formó su riqueza basándose en acciones fraudulentas y estafando a sus inversionistas.

La caída de Jordan Belfort

En su intento por ocultar su gran fortuna a la hacienda y tras constantes denuncias por parte de sus inversionistas, Jordan Belfort fue investigado por el regulador financiero Joseph Borg, quien terminaría descubriendo sus negocios sucios.

Luego de hacer un trato de colaboración con el FBI se le sentenció a 22 meses en una prisión federal y quedó en obligación de pagar el dinero robado a sus inversionistas.

Durante su estadía en la cárcel conoció a Tommy Chong quien posteriormente animaría a Jordan Belfort a escribir sus memorias y publicarlas.

Jordan Belfort en la actualidad

A pesar de que aún mantiene juicios por evadir el pago de las indemnizaciones Jordan Belfort consiguió no solo escribir libros de éxito sino a incursionar en una carrera como orador, donde cuenta sus historias en el mundo de las inversiones y aconseja a otros a cómo convertirse en vendedores.

  • Libro “El lobo de Wall Street”.

Críticas

La misma fama que lanzó a Jordan Belfort a convertirse en una estrella luego de salir de la cárcel ha sido gravemente criticada (incluyendo entre ellos al juez que lo sentenció) ya que se teme que sus conferencias, libros biográficos e inclusive su película inspire a otros a convertirse en lobos.

Jordan Belfort inspiró las películas:

Jordan Belfort El lobo de Wall Street

Lecciones de venta de Jordan Belfort

1)   Encuentra una necesidad

Jordan Belfort era un vendedor por naturaleza pero su éxito radicaba en encontrar la forma de convertir sus productos en una necesidad.

Haz clic aquí para que aprendas mis técnicas de venta favoritas.

2)   Conviértete en un vendedor

“No basta ser sino aparentar” bien decía mi abuela. La imagen y la autoconfianza dicen mucho más de lo que creemos. Aprender a utilizar el lenguaje corporal a tu favor brindará mayor seguridad a tus clientes.

“Las personas exitosas están 100 % convencidas de que son maestros de su propio destino, no son criaturas de la circunstancia, ellos crean las circunstancias. Si las circunstancias a su alrededor apestan, las cambian.”

Si buscas conseguir tratos con los ricos y poderosos debes ser uno. La única forma de convencer a las personas de que en realidad eres exitoso es mostrándoselos sin siquiera decir una palabra.

3)   Sé ambicioso

La zona de confort es un área peligrosa, muy hermosa sin duda, pero nada nunca creció ahí. No te conformes con los ingresos que mantienes ahora y busca la forma de generar aún más riqueza.

“Lo único que está entre tu meta y tú, es la historia que te sigues contando a ti mismo de por qué no puedes lograrla”

Haz clic aquí y aprende a cómo lidiar con el éxito y salir ileso de la zona de confort.

4)   Motiva a tu equipo

Una de las características de Jordan Belfort era su excentricidad la cual utilizaba también para motivar a su equipo.

Reclutó a aquellos vendedores con los cuales trabajó durante su estadía en otras agencias y les enseñó su estilo de vida, les brindó la oportunidad de sentir que su éxito era el éxito de toda la compañía, razón por la cual aun con las estafas y los negocios sucios sus compañeros se mantuvieron fiel a su liderazgo.

 

[Artículo de interés: Cómo fidelizar a tus empleados motivándolos]

 

5)   Ábrete a nuevos mercados

Existe una tendencia a creer que la cuota de mercado que en realidad lograría hacernos ganar dinero es cotizando precios asequibles únicamente por personas con grandes ingresos. Sin embargo, Jordan Belfort comenzó por trabajar con los más pequeños para crear su propio gran imperio. Tanto fue su crecimiento y popularidad que luego fueron los peces gordos quienes querían hacer negocios con él.

6)   No existe tal cosa como la mala publicidad

Existen opiniones encontradas en este aspecto ya que muchos preferimos que nuestra marca no sea visible (o cambiarla drásticamente) si la popularidad va en picada. En casos como el de Jordan Belfort, a pesar de los negocios sucios, de la estadía en prisión y del endeudamiento en el cual vive actualmente, compartir su historia y el escándalo público de sus múltiples estafas atrajeron la atención de muchos otros inversionistas interesados en conocer sus estrategias de ventas y muchos otros emprendedores que buscan aprender sobre su poder de convencimiento.

Lección personal: Aprende el autocontrol

Su ambición por el éxito, la obsesión con el dinero, el abuso de estupefacientes y la vida autodestructiva solo generaron un círculo vicioso del cual era imposible que saliera ileso. La estabilidad de una empresa lo es todo si queremos sembrar bases para el futuro y conseguir nuestra independencia financiera.

A veces nos enfocamos tanto en que las cosas sucedan tan deprisa que no llegamos nunca a saborear el verdadero éxito. La única forma de que una empresa logre consolidarse durante los años es cuando su líder mantiene un equilibrio personal que le permita tomar decisiones oportunas a medida que pasa el tiempo.

Artículo relacionado: Wall Street – La cuna del Mercado

Comentarios

Comentarios

Más de Casos de fracasos

Recibe un resumen de nuestros mejores artículos y recursos GRATIS en tu email

Como tú, tampoco nos gusta el spam, por lo que solo te escribiremos 1 vez por semana

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR