Estudio de mercado: Determinar proyecto viable

. Dic 17, 2015.

Si tienes una idea de negocios en mente o algunas opciones que te gustaría evaluar, toma nota de nuestros tips para que puedas realizar tu propio estudio de mercado y emprende este 2016.

El estudio de mercado será nuestra herramienta principal para determinar el potencial de cualquier negocio que tengas en mente. Antes de invertir dinero y esfuerzo, lo mejor es determinar los aspectos básicos de tu potencial mercado a explotar y así determinar la rentabilidad de la oferta que realizarás.

Estudio de mercado Determinar proyecto viable

¿Qué es el estudio de mercado?

Por definición, el mercado es el “lugar” (espacio) en donde se concentran tanto vendedores como compradores para dar inicio al proceso de negociación. Un negocio es toda aquella actividad comercial que genere una rentabilidad (ventas).

Un estudio de mercado es el análisis que se realiza a toda la operación que compondrá nuestro negocio. El mismo puede realizarse con datos por observación, estadísticas, investigación y demás herramientas, todo depende de nuestro fin.

Existen diferentes tipos de estudios para analizar el mercado de acuerdo a nuestra área de interés. Sin embargo, la información en la cual nos centraremos el día de hoy es en conocer el potencial de un emprendimiento.

¿Cómo realizo mi estudio de mercado?

¡Sencillo! Pero antes de empezar quisiera que recordaras que TODO es un mercado. Siempre estamos en constante compra y venta, de ideas, de personas, de lugares, canciones y pare de contar.

Estudiar tu mercado te permitirá no solo descubrir oportunidades de negocio, también te ayudará a conseguir objetivos personales, profesionales e inclusive pareja. Por eso me encanta el marketing, está en todo.

Ahora bien, busca lápiz y papel y comencemos a definir los elementos que compondrán nuestro mercado. Utilizaré como ejemplo nuestro blog para ayudarte a comprender detalles esenciales:

1) ¿Qué ofreceremos?

No podemos entrar al mercado con las manos vacías. Describe cada característica de tu idea de negocios, las ventajas de tu producto o servicio. Cada elemento que deseas represente a tu negocio.

Luego de recopilar esta información, debemos construir una promesa base para simplificar las cosas. Por ejemplo, nuestro blog se centra en el emprendimiento, pero, la manera en que orientamos nuestros artículos y las herramientas que ofrecemos te facilitarán el proceso.

La promesa base es aquello que comunicamos al potencial cliente y será la forma en la que posicionemos nuestro negocio. Como toda promesa, debemos ser capaces de cumplirla o podremos ahuyentar a los clientes.

2) ¿A quién le ofreceremos?

Describe cuáles son las características básicas que compondrán a nuestro público objetivo. Es decir, con qué factores debería cumplir un consumidor para poder acceder a tu producto.

Un error común es creer que nuestro producto o servicio es para todo el mundo. Claro, cualquier cliente será bienvenido pero en términos reales, solo una proporción del mercado será tu cliente. A esto se le conoce como “segmentación del mercado”, que no es más que separar a quienes intentaremos atraer del resto de consumidores.

Preguntas básicas para conocer a tu público objetivo:

  • Edad: divide entre rango de edades a los diferentes mercados que puedas atender con tu productos. Posteriormente, selecciona el rango acorde a la audiencia que quieras captar.

Por ejemplo, en nuestro blog manejamos un rango entre los 25-35 años, ya que corresponde con la edad promedio del emprendedor. Sin embargo, el emprendimiento en sí puede ser aplicado desde cualquier edad.

  • Sexo: si tu producto está dirigido netamente a un género, entonces deberás especificarlo. En nuestro caso, no aplicaría para la distinción de nuestro contenido.
  • Ubicación: en este paso, debes medir el rango de alcance de tu negocio. Por ejemplo, si se tratase de una tienda física, podrán visitarte personas de toda la ciudad pero en realidad tu objetivo se basa en aquellos que habitan cerca o frecuentan tu zona de ubicación.

La web es global, pero nuestro contenido (estadísticas, estudios y demás) está basado en análisis del mercado español, latinoamericano e hispanohablantes.

  • Posición económica: en el próximo punto te detallaré un poco más la estrategia del precio como herramienta de marketing. Debemos analizar la posición económica de los consumidores que queremos como cliente para determinar sus hábitos y cultura de consumo.
  • Nivel de instrucción: tanto el lenguaje que utilizarás en tu publicidad, como los requisitos mínimos para utilizar adecuadamente tus productos y servicios deben ser especificados en tu plan de marketing.

3) ¿Cómo lo ofrecemos?

El mensaje es indispensable para conseguir la atención del público objetivo. El éxito de la publicidad que generemos dependerá de los resultados de nuestro estudio de mercado, elaborando distintos mensajes y medios para transmitir la información a nuestra audiencia.

Los medios donde sean propagados los mensajes deben ser acordes a los canales donde nuestro público objetivo suele alimentarse de información. Por ejemplo, la calle (medio externo), la prensa (medio tradicional), la televisión (medio audiovisual) o la web (medio digital).

El boom de las redes sociales ha hecho creer a los negocios que basta con crear un perfil en Twitter para que los usuarios comiencen a interesarse en tu producto. Debo recordarte que los medios 2.0 (Internet) son herramientas complementarias a la publicidad tradicional que realicemos (boca en boca, volantes, anuncios, etc)

Las redes sociales funcionan como un canal facilitador de la comunicación entre el negocio y sus clientes. Por supuesto, podrás atraer muchos nuevos de aplicarlas correctamente pero antes de invertir en abrir un perfil en cada red social existente debes preguntarte ¿en realidad mi público objetivo se encuentra aquí?.

4) ¿Cuánto cuesta nuestra oferta?

Ultimo y no menos importante, la estrategia del precio. En teoría, el precio de un producto o servicio es el costo de producción, más porcentajes de ganancia y reinversión. Sin embargo, en la mercadotecnia el precio es capaz de decirle a los consumidores si un producto es “bueno”, “regular”, “elegante”, “accesible” y pare de contar.

Los perfumes, la ropa de diseñador, los servicios profesionales, todos utilizan el precio como un indicador de su segmentación. Sé que es un punto un tanto complicado así que te recomiendo abrir en otra pestaña este artículo de mi colega Charrier, quien te orientará para calcular cuánto cuesta tu producto/servicio.

Y así, sin darnos cuenta hemos terminado la primera fase de un estudio de mercado, también conocida como las 4P de la mercadotecnia (producto, plaza, promoción y precio). Sencillamente cambié el nombre por preguntas para hacerlo más sencillo. ¿Qué te parece?

Cuando termines de analizar toda esta información, lo más recomendable es que pases a limpio el borrador de tu estudio de mercado. Resalta aquellas palabras clave que te podrán orientar cuando necesites una respuesta rápida.

La próxima semana, te enseñaré sobre las herramientas de recolección de datos que podrás utilizar para perfeccionar tu estudio de mercado. Pero no atrasaré la tarea, así que no olvides suscribirte para que realices comparaciones y aprendas cómo llegar a tu público objetivo.

¡Hasta pronto!

Lectura recomendada:

 – Cómo calcular el costo de inversión de un emprendimiento

Tips para estructurar el nombre de tu negocio.

Cómo escribir una idea de negocios.

Elevator Pitch: convencer en 20 segundos.

 

Comentarios

Comentarios

Más de Marketing

Recibe un resumen de nuestros mejores artículos y recursos GRATIS en tu email

Como tú, tampoco nos gusta el spam, por lo que solo te escribiremos 1 vez por semana

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR