Cool hunter: ¡Aprende de tus clientes en la calle!

. Abr 8, 2015.

Un emprendedor no sólo necesita ideas o actitud proactiva: debe también ser capaz de hacerse con los datos necesarios para poder visualizar escenarios y opciones para focalizar sus esfuerzos de manera más asertiva.Posiblemente, tengas madera para un investigador social del siglo XXI. No se trata de un empleo sobre moda: un Cool hunter se encarga de entregar información cualitativa sobre el mercado e influir en el diseño de productos o servicios.

¿Sientes que tienes un buen ojo para ver lo que pocos ven? ¿Se te da bien lo de analizar escenarios, hechos o proyectos?

Tienes la oportunidad de mejorar tu producto comprendiendo mejor a tus clientes. ¡Quédate, que esto te interesará!

facilisto está...

¡Hola, te habla Facilisto!

Hoy aclararemos los aspectos que definen a un Cool hunter, esa labor que ya lleva varias décadas en ejercicio y que cuenta con muy poca sistematización.

No se trata solamente de cazar tendencias en el área de la moda, como se cree. Hay que tener los ojos muy abiertos para dar en el blanco en cualquier área de mercadeo.

Cool hunter: ¡Aprende de tus clientes en la calle!

Cool hunter: ¡Aprende de tus clientes en la calle!

¿Qué es un Cool hunter?

La traducción más acertada del término es “cazador de lo cool”, o de tendencias. Debes hacer uso de la capacidad de observación; ser neutral para recolectar información que se pueda usar para predecir o adelantar cambios o escenarios en determinados ámbitos.

El término se asoció en principio a la industria de la moda: los cazadores de tendencias salían a la calle a ver qué vestía la gente para entregar esa información a las casas de moda para futuras colecciones. Sin embargo, la labor se ha expandido y puede aplicarse a empresas de cualquier sector. Otra manera de llamar a un Cool hunter sería “investigador social”.

¿Cómo ser un buen Cool hunter

A continuación encontrarás una guía detallada para ejecutar esta labor, te daré los detalles que la conforman y puedes obtener una guiatura para implementarla y conocer mejor a los consumidores.

Veamos ahora todos los aspectos a considerar:

  1. No es una cuestión de moda. A pesar de que así es más conocido, un Cool hunter no se dedica exclusivamente a la moda ni mucho menos. Como dijimos, es un investigador capaz de poder apropiarse de métodos de investigación cualitativos y cuantitativos para descifrar el comportamiento de los consumidores en determinada área.

Como te dije, no sólo se trata de fotografiar gente singular en la calle. Todos tenemos gustos preferidos desde: el deporte, la ciencia, el arte hasta ciudades y marcas. Esta información es muy valiosa comercialmente para las empresas.

  1. Aléjate de la corriente. No solo se requiere objetividad o neutralidad, sino también sensibilidad y estar bien alerta. Sólo así se podrán identificar futuras tendencias o comportamientos que se encuentren fuera de lo conocido como mainstream.
  2. Sí hay trabajo, y mucho. Los escépticos que aún piensen que se trata de algo relacionado al mundo de la moda, sepan que este ejercicio puede desarrollarse de manera independiente o para agencias de publicidad y que la información recolectada y presentada, puede utilizarse bien sea para empresas dedicadas a la alimentación o a la cultura. Se trata de encontrar el enfoque de la mano con el cliente y empezar la investigación.
  3. El consumidor también puede ser un Cool hunter. Se les llama trendsetters o “influenciadores”y muchas veces, son escogidos por conocer muy bien su área.

facilisto está...

¡No es nada fácil! Pero puede ser muy divertido. El Internet ha permitido el crecimiento de esta labor que es perfecta para curiosos sin remedio.

Se trata de dotar a las marcas con información de valor agregado, para redefinirlas constantemente y evitar que pierdan influencia o incumplan promesas.

Cool hunter: ¡Aprende de tus clientes en la calle!

Cool hunter: ¡Aprende de tus clientes en la calle!

¿Quieres comenzar como Cool hunter y no sabes cómo?

Tranquilo, es bastante sencillo a pesar de que todo comienzo es difícil:

  • Habla con tus clientes. Pregúntales qué les gusta, qué necesitan, cómo se sienten. El factor emocional siempre juega un papel muy importante en las decisiones que realizan.
  • Utiliza Internet. Aprovecha la facilidad de acceso que te ofrece la red e investiga a tu competencia y recuerda salirte siempre de la caja: no te quedes con lo preestablecido, utiliza tu creatividad, afina tus sentidos y construye ideas que te diferencien.
  • Si te toca viajar, nútrete de todo lo que veas. Tu ojo curioso puede identificar qué funcionaría en el país de tu emprendimiento y qué no. El mundo siempre cambia, ello ofrece una oportunidad para renovarte como observador y aprender a identificar cómo se mueven los paradigmas dentro de los mercados.

Si llegaste aquí, seguro te encantará leer:

Comentarios

Comentarios

Más de Marketing

Recibe un resumen de nuestros mejores artículos y recursos GRATIS en tu email

Como tú, tampoco nos gusta el spam, por lo que solo te escribiremos 1 vez por semana

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR